viernes, 14 de junio de 2013

La lección - Jesús Ademir Morales Rojas


—¡El arpón Charles! ¡Ahora!
La pequeña barca de emergencia se estremecía ante la fuerza de la furiosa tormenta. La descomunal ballena pugnaba por hacerles naufragar de la misma manera con furiosos impactos de su cola.
—¡Vamos mozalbete! ¡el arpón!
Entonces Charles le pasó al capitán Ahab el arma deseada.
El anciano capitán obsesionado, pronto se arrojó a los lomos de enloquecida ballena.
Pronto se perdían en las olas sombrías, trenzados en su colosal batalla.
Impresionado por la intensidad de los sucesos, Charles perdió el sentido. Cuando despertó ya había sido rescatado por una inesperada nave. Ante las preguntas de la tripulación sobre lo acontecido, Charles no dijo nada. Pero nunca olvidaría aquella dolorosa lección de fuerza y supervivencia.
Y así, sin haberlo planeado, se vio conducido a las Islas Galápagos, el joven Charles Darwin.

Sobre el autor: Jesús Ademir Morales Rojas

1 comentario:

Carlos de la Parra dijo...

Excelente trozo biográfico Darwiniano, veo que tuviste un trance mediumnico para lograr ésta mirada al pasado.
Bravo.