sábado, 14 de mayo de 2011

Brutalidad - Javier López


El corazón me dio un vuelco al verla en el suelo indefensa, rota, desgarrada. Su estrecha cintura y sus generosas caderas, criminalmente quebradas. Su cabeza, hermoso remate de un cuerpo armónico y perfecto, partida en dos. Las tripas, desparramadas por el suelo y cubriendo su maltrecho cuerpo.
Alguien, prometo descubrir quién, había asesinado a mi guitarra.


Sobre el autor: Javier López

Imagen: A Pear, de nolencole en deviantArt

2 comentarios:

El Titán dijo...

Y seguro que fue un mal guitarrista o un demonio como Paco de Lucia...

muy bueno...

Javi dijo...

Paco no las rompe: tan solo las somete.
Gracias, Esteban, un saludo!!!