sábado, 16 de abril de 2011

Problema de comunicación – Sergio Gaut vel Hartman


El Primer Congreso Pangaláctico de Escritores Muertos estaba en su apogeo. De pronto, Ernest Hemingway se calentó por algo que dijo (o pareció decir) O’Lopoliwik, un oscuro poeta de Hu’lilim el cuarto planeta de Lalande 34534. Del dicho se pasó al hecho. El autor de Adiós a las armas le dijo hola a una AK 49 y convirtió a O’Lopoliwik en un montón de átomos dispersos. El Primer Congreso Pangaláctico de Escritores Muertos se fue de cabeza al perigeo.

Sobre el autor: Sergio Gaut vel Hartman

1 comentario:

Javi dijo...

Este Ernesto, siempre dispuesto a liarla.
Por cierto, ¿dónde pueden adquirirse las obras de O'Lopoliwik? Hace tiempo que estoy a la busca, pero no hay manera.