domingo, 27 de julio de 2008

Hay que andar al ritmo de la música - Eduardo Abel Gimenez


HAY QUE ANDAR AL RITMO DE LA MÚSICA
Eduardo Abel Gimenez

Hay que andar al ritmo de la música que suena en la cabeza. Hay que oírse por adentro: la propia voz, el bajo vientre, una batería de órganos en las sinapsis del cerebro, abriéndose camino hasta dar una frecuencia a los pasos, al pensamiento, a la ansiedad, la angustia y la alegría. Hay que dejar que un arpegio recorra el abdomen, que un glissando incline la cabeza, que un trino agite los dedos de los pies. Más: hay que ser música. Todo el resto es distracción.

Publicado en La Mágica Web

http://www.magicaweb.com/weblog/index.php

2 comentarios:

Olga A. de Linares dijo...

Esta orquestación suena linda, linda...

Carmen dijo...

Si. Me encantan tus cuentos, Eduardo.